ABAÍ. El cercado perimetral del colegio Nacional Avelino López de la compañía Tuna de este distrito, cayó tras haberse construido con materiales de pésima calidad. La obra de 90 millones de guaraníes fue inaugurada con bombos y platillos por el cuestionado Gobernador Pipo Díaz Verón y al poco tiempo dio en tierra.

FELICIDAD EFÍMERA

Los vecinos de la compañía Tuna del distrito de Abaí, celebraban la construcción del cercado perimetral del colegio Avelino López, tanta era la felicidad para los lugareños de esta localidad que anunciaban en redes sociales “opa la ñenovi” (se terminaron las citas) haciendo alusión a que, en tiempos anteriores, cuando no había vallado las estudiantes se encontraban con sus pretendientes al costado de la institución.

Slider image

TERNERITO DERRIBA LA OBRA Y ABRE LOS OJOS DE LA CIUDADANÍA

La felicidad duró poco, el 5 de marzo se inauguraba la obra, todo era algarabía, hasta hace 15 días atrás, cuando un ternerito perseguido por un perro hizo que se derrumbara la obra, sí así como usted lo está leyendo, hasta puede sonar jocoso pero es el relato de los mismos vecinos.

Es en ese momento en donde se acercan los pobladores a la construcción derribada y observan algo CRIMINAL en la obra. El cercado perimetral con un costo de 90 millones de guaraníes era de pésima calidad, el poste de hormigón no estaba compuesto de Varillas de hierro.

AMIGUISMO Y CORRUPCIÓN GALOPANTE

Norteñito del Sur fue la empresa adjudicada para esta obra criminal, esta empresa que está siendo premiada a nivel Departamental con construcciones y más construcciones, no precisamente por la excelente calidad de sus obras, sino que por el amiguismo instalado entre la empresa y el nefasto Gobernador.

Según los datos Hugo Bernal Castillo, asesor externo del Gobernador, tendría vínculos con Norteñito del Sur, la empresa adjudicada para la construcción del cercado perimetral. Demostrando así el amiguismo y la corrupción galopante dentro de la Gobernación de Caazapá, que con el lema “ahorrando unos guaraníes, llenandonos los bolsillos” construye horrendas obras como esta, sin los materiales adecuados.

Slider image
Slider image

VERGÜENZA Y DESHONRA

La presidenta de la Junta Departamental de Caazapá, Antonia López, al momento de la construcción de la obra era la que más sonreía de oreja a oreja, puesto que el colegio de esta localidad, lleva el nombre de su extinto padre y ex intendente, Avelino López.

La sonrisa se borró al poco tiempo y es con justa razón puesto que según fuentes cercanas a la familia siente vergüenza ante la ciudadanía y menciona que deshonró a su padre con la entrega de esta pésima obra.

Por otro lado, es llamativa la actitud silenciosa y cómplice de los concejales Departamentales de Caazapá, que como organismo contralor debería fiscalizar la ejecución de las obras y pedir un informe pormenorizado de los hechos, con el afán de que este hecho criminal se pueda solucionar y no vuelva a ocurrir.

A LA ESPERA DE UNA SOLUCIÓN

Hay varias incógnitas y los vecinos se preguntan, que hubiese pasado?.
Que hubiese pasado, sí había clases presenciales y el cercado se derrumbaba por algún niño?. Qué hubiese pasado… Es lo que se preguntan los pobladores de la zona, mientras claman solución, para esta obra horrenda de pésima calidad, que costó millones y que se realizó de manera criminal.